Facebook Twitter Google +1     Admin

Presentación del libro, Zaragoza. La ciudad sumergida

20081211215952-la-borda-zaragoza-sumergida344.jpg

A las 19,30 de hoy, 10 de diciembre de 2008, se ha presentado en la Sala de AMBITO CULTURAL, del Corte Ingles de Independencia, el libro de Eduardo Laborda, “ZARAGOZA, LA CIUDAD SUMERGIDA”

Un grupo de socios de APUDEPA hemos acudido a la presentación. La tarde era bastante fresquita, con un cierzo helador, bueno para curar jamones, pero frío.
Al llegar a la Sala, me he quedado asombrado ¡Ya no había asientos! Un montón de gente llenaba ya la sala y una fila en peregrinación se dirigían hacia el estrado, donde Eduardo, con infinita paciencia, iba firmando los ejemplares que le llevaban. Como eran amigos, y tiene tantos, no es lo mismo firmar una dedicatoria a un amigo que a un comprador del libro que no conoces.. así que no paraba. Ha empezado el acto y se ha cortado la fila que proseguirá después ….. Y la gente seguía llegando y llenando la sala. Yo de pie apoyado en la pared, a duras penas veía a los de la tribuna.

En la tribuna están, de izquierda a derecha: Alfredo Saldaña, Victoria (de la editorial Onagro), Beatriz Lucea y Eduardo Laborda.

El acto comienza con unas palabras de Victoria, de la editorial Onagro, en las que habla de Eduardo, que es un buen amigo, un magnífico y reconocido pintor y colaborador habitual con la editorial, donde ha hecho muchas portadas y colaboraciones, o ha llamado a conocidos para que elaboraran trabajos, una persona con un ánimo y un empuje tremendos, un personaje singular…

Toma la palabra Beatriz Lucea, historiadora del Arte y museóloga. Da las gracias a Eduardo por su amistad, por su entusiasmo, por que le iba haciendo partícipe de la gran aventura del libro, mostrándole los descubrimientos y cosas que iba haciendo…
Habla también del coleccionismo, que le interesa entender por qué colecciona la gente cosas, y de los diferentes coleccionistas que hay, y que cree que es la pieza la que elige al coleccionista y no al revés.

Alfredo Saldaña, escritor, profesor de la Universidad y poeta, comenta la profunda alegría que tiene de formar parte de la colección de amigos de Eduardo, que son muchos. Este es un libro donde nos vemos reflejados muchos de nosotros. Es un lujo de libro porque esta muy bien editado y maquetado.

Habla de unas palabras de Walter Benjamin sobre la historia escrita, que siempre se ha escrito la historia de los poderosos, pero que es necesario hacer un esfuerzo para escribir la historia de las miserias, de los varapalos, sufrimientos y alegrías de las clases mas olvidadas. Eduardo ha dedicado mucho esfuerzo a este libro, que está concebido como un ajuste de cuentas con la ciudad que le vio nacer, es un acto de amor hacia Zaragoza y una recuperación de unos personajes, unas historias, una época olvidada. Por el libro discurren sus profesores, los artistas que le formaron, los que conoció, algunos muy olvidados injustamente… como Marín Bagüés, Bayo, Luis Esteban, Manuel Navarro, Martínez Lafuente…
Habla de los artistas de su generación….., de su hermana Lola, de los lugares de aquella Zaragoza: el solar de Espoz y Mina, el Bonanza, el Plata, la Plaza de Santa Cruz, el Zaguán, el rastro del Mercado Central, tienda de Quiteria Martín…

Habla del gran esfuerzo que ha tenido que hacer Eduardo quitándole tiempo a los pinceles para escribir el libro, y que es un regalo que nos hace a todos, un sueño que se ha hecho realidad….
Luego habla Eduardo Laborda: (visiblemente emocionado) Después de estas palabras….-dice-…. estoy emocionado, ….no se que voy a decir……
Habla del libro, que es de los olvidados, de las personas que han desaparecido pero le han dejado huella, de sus amigos……… pero corta y dice:
-Prefiero hablar de los amigos que veo que han venido, ….
Y empieza a nombrar a sus amigos que ve delante, algunos compañeros de la infancia que reencuentra tras muchos años, de Iris, de Joaquín Ferrer, de Marina, de muchas personas….(nombra un montón de gente conocida)
El libro-dice- es una forma de recuperar ese pasado al que no le hicieron mucho caso, esa generación de artistas que siguen muy vivos…..
Habla de sus hermanos, su sobrino, de los que va viendo….. y acaba diciendo que los protagonistas de este acto somos nosotros. Da las gracias a todos los que le han ayudado en el libro, a los que le transmitieron informaciones, contado historias, a los periodistas que han difundido el libro y que es uno de los mas vendidos….
Cierra el acto Victoria, de la Editorial Onagro, diciendo que va a seguir firmando ejemplares Eduardo….
Una fila gigantesca se forma, con muchos amigos que van a que Eduardo les dedique el libro.
Ha sido un acto entrañable, cálido. Eduardo, además de ser un gran pintor y muchas cosas más, es una bellísima persona, con muchos amigos. El libro lo compré hace unos días y me lo leí en una sentada, es ameno y se lee muy bien, y más todavía si eres de Zaragoza, pasas de los cincuenta años, y te mueves en el mundillo artístico… Muchas cosas las has vivido en primera persona, casi te sientes actor, casi es la historia de mi generación, la historia de una ciudad y una época algo olvidada…. Por el libro pasan gentes que conozco. Después de leer el libro uno ama más a la Zaragoza sumergida y profunda que discurre en paralelo a la ciudad oficial, a la ciudad superficial….

10/12/2008 22:33. apudepa #. Patrimonio

Comentarios > Ir a formulario

apudepa

beatriz

enhorabuena eduardo, siempre estas a la altura; zaragoza no sería la misma sin ti.

Fecha: 11/12/2008 11:03.


Isabel

El entusiasmo de Eduardo y su ternura hicieron una presentación atípica, fresca y entrañable.
Compré el libro, no lo he leído todavía. Eduardo es todo un lujo de persona y amigo.
Luchador, auténtico, andarín, curioso, y sobre todo independiente de Instituciones y en
cambio enganchado a los paseos, a los encuentros, a la Amistad.
Gracias a Eduardo y a Iris, ciudadanos generosos.

Gracias al comentarista, un Relato digno del acto.

Fecha: 12/12/2008 12:17.


Añadir un comentario



No será mostrado.



Blog creado con Blogia. Esta web utiliza cookies para adaptarse a tus preferencias y analítica web.
Blogia apoya a la Fundación Josep Carreras.

Contrato Coloriuris