Facebook Twitter Google +1     Admin

El Gobierno de Aragón se persona «como perjudicado» en el caso de los cuadros, por Jorge Alonso

20140908131252-retrato-de-luis-maria-de-borbon-y-vallabriga-nino-estudiando-geografia.jpg

D. Luis de Borbón y Vallabriga, 1783, Goya. Foto ABC.es.loff.it

El Gobierno de Aragón se persona «como perjudicado» en el  caso de los cuadros

Los juzgados investigan si los 13,6 millones desembolsados responden a su precio de mercado o es «desorbitado» como denunció Apudepa

La Policía aún no ha entregado su informe sobre el rastro del dinero

Por Jorge Alonso, Heraldo de Aragón, el 5 de septiembre del 2014.

 

ZARAGOZA. El Gobierno de Aragón se ha personado «en calidad de perjudicado» en el caso abierto por el Juzgado de Instrucción número 1 de Zaragoza por la compra de cinco cuadros por parte de la Fundación Plaza y del anterior Ejecutivo autonómico PSOE-PAR. La DGA tomó la decisión a finales de julio, tras ser requerida ese mismo mes por el juez a aportar los expedientes relativos a la adquisición de las obras de arte que están bajo sospecha. Lo que se pretende averiguar es si el desembolso millonario que se hizo por los cuadros, que alcanzó los 13,6 millones de euros, corresponde a su valor de mercado o, como denunció la Asociación Acción Pública para la Defensa del Patrimonio Aragonés (Apudepa), el importe pagado es «desorbitado». De hecho, algunos expertos estiman que se podrían haber adquirido por la mitad de dinero.

La Administración autonómica ejercerá en este caso como acusación particular, aunque su personación se ha decidido «al objeto de tomar conocimiento del expediente» y, en función del desarrollo de los acontecimientos, adoptar las medidas que se consideren oportunas, ya sean por la vía civil o penal.

Tanto el Gobierno de Rudi como la Fundación Plaza, dependiente de la plataforma logística que controla la DGA, aportaron todos los documentos sobre las operaciones de compraventa, que en todos los casos se cerraron entre los años 2006 y 2008 con la prestigiosa galería madrileña Caylus, especializada en pintura antigua española e italiana. Y tras este primer paso, el juez decidió encargar al Grupo de Blanqueo de Capitales de la Jefatura Superior de Policía que rastree las cuentas de la galería para saber el destino final del dinero de la DGA. Como ya informó este diario, todos los pagos se hicieron a través de la misma entidad financiera mediante cheques y los policías tienen la encomienda de investigar los movimientos en la cuenta de la galería con posterioridad a la adquisición de los cuadros. 

Fuentes cercanas a la investigación señalaron ayer que el informe aún no se ha entregado y que el análisis de toda la documentación llevará su tiempo.

Las compras de mayor importe corresponden a dos óleos de Francisco de Goya y son precisamente sobre los que se centra la denuncia de Apudepa, avalada por la Fiscalía: el retrato de Don Luis María de Borbón y Vallabriga, por el que la Fundación Plaza pagó diez millones de euros, y el cuadro ‘La letra con sangre entra’, adquirido por la Consejería de Educación y Cultura por otros dos millones y medio.

Algunos especialistas estiman que el precio pagado por el retrato del infante podría haber duplicado su valor de mercado. En el segundo caso, la apreciación sobre su «precio desorbitado» se sustentaría en el hecho de que dos años antes de su adquisición por el Gobierno de Aragón se subastó por la mitad del importe pagado y la convocatoria quedó desierta porque nadie llegó siquiera a pujar.

Las compras bajo investigación afectan igualmente a otros tres óleos, por lo que se desembolsó menos dinero: 1,1 millones. Se trata de un cuadro de Lucas Jordán (‘Céfalo y Procis ante Diana’) y dos de Corrado Giaquinto (‘El triunfo de la Eucaristía’ y ‘La Virgen con el Niño en el Cielo, rodeada de santos’). Estos tres pertenecían a la galería, que ejerció de intermediaria en la compraventa de los dos Goya. Por ello, también se investiga las transferencias que se hicieron tras las operaciones.

Criterios contrapuestos

La denuncia de Apudepa está respaldada en un informe del catedrático zaragozano Arturo Ansón, uno de los mayores especialistas en Goya, aunque la adquisición de los cuadros por parte de la DGA contó con el apoyo de otros expertos. En el caso del retrato, hasta tres informes avalaron su compra, uno de ellos firmado por el director del Museo de Zaragoza, Antonio Beltrán, quien aseguró que el precio era elevado, pero «proporcional y adecuado» a los valores de mercado.

También aconsejaron la compra, en este caso para el Prado, la conservadora Manuela Mena y el filólogo inglés Nigel Glendinning.

LAS ADQUISICIONES

La Fundación Plaza compró en 2007 el ‘Retrato de Don Luis María de Borbón y Vallabriga’, de Goya, por 10 millones de euros. La galería Caylus ejerció de intermediaria entre la propietaria de la obra y Plaza. Aunque la primera pedía doce millones, la fundación pagó diez. Para algunos expertos, su valor de mercado era la mitad. 

Por ‘La letra con sangre entra’, también de Goya, se pagaron 2,5 millones. El boceto fue adquirido por la DGA en 2008 para el Museo de Zaragoza. 

 La primera operación se remonta a 2006, cuando la DGA adquirió el boceto de Lucas JordánCéfalo y ProcRis ante Diana’ y dos obras de Corrado Giaquinto, ‘El triunfo de la Eucaristía’ y ‘La Virgen con el Niño en el Cielo, rodeada de Santos’. Pagó 1,1 millones. 

08/09/2014 13:13. apudepa #. Actuaciones

Comentarios > Ir a formulario

No hay comentarios

Añadir un comentario



No será mostrado.



Blog creado con Blogia. Esta web utiliza cookies para adaptarse a tus preferencias y analítica web.
Blogia apoya a la Fundación Josep Carreras.

Contrato Coloriuris